Se puede comer pasta si queremos comer balanceado?

mae-mu-Pvclb-iHHYY-unsplash

Estamos comenzando en año y muchas personas optan por eliminar por completo los carbohidratos o reducirlos al máximo, sin embargo como siempre digo, no tenemos que privarnos de las cosas que nos gustan para comer balanceado o perder peso. La pasta, los panes, papas, arroces son los más odiados en los primeros meses del año y hoy les quiero hablar un poco de la pasta como carbohidrato, macronutriente que nos da energía y que “si” podríamos incluir siguiendo algunas recomendaciones.

  1. Prepara la pasta “al dente”: cuando preparamos la pasta firme pero no dura, mantiene un mejor índice glicémico que si la preparas demasiado suave, lo que prevendrá que tengas picos en tu glicemia.
  2. Utiliza la pasta como el acompañante de una comida: así como comemos una porción de arroz, pollo y ensalada o vegetales, con la pasta pasa lo mismo. Aunque por lo general comemos un plato grande de pasta con salsa de tomate y queso, lo ideal sería que comiéramos una porción de pasta con salsa (un cuarto del plato), pollo o pescado y muchos vegetales, sin que todo el plato este lleno de pasta sino una porción.
  3. Agrega muchos vegetales a tu pasta: esto creo que ya se los conté en otro post, pero siempre que Juan mi esposo me dice quiero comerme un plato enorme de pasta preparo la poción normal pero hago una salsa con champiñones, espárragos, brócoli donde los vegetales sean el doble de la pasta, así agregamos mucha fibra y nutrientes a nuestro plato y nos sentimos satisfechos.
  4. Optar por pasta integral, de quinoa, lentejas, guisantes: hoy en día hay otras versiones de pasta que son altas en proteínas, fibra, con las que comiendo menos cantidad nos podemos sentir satisfechos más rápido y obtener otros nutrientes.
  5. Incluir en ensaladas y sopas: otra opción que podemos tener para incluir la pasta de una manera deliciosa pero igualmente incluyendo muchos vegetales es usarla para preparar sopas o ensaladas. Usualmente preparo una ensalada con pasta, brócoli, aceitunas, zanahoria rayada, atún, un poco de mayonesa, pepino y queda buenísima. O puedes añadírselo a una sopa de vegetales.

 

Espero que después de este post, se convenzan de incluir la pasta como una opción dentro de nuestro cambio de estilo de vida, al final la clave está en controlar la porciones y tratar de balancear el plato añadiendo fibra a través de vegetales y proteína, así no habrá mucho impacto en nuestra glucosa o en nuestro peso.

Un abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s